Skip to content

2009…

diciembre 31, 2009

Bueno, este año 2009 cerró con cierta incertidumbre y sinsabor sobre el tibio resultado que dejó la cumbre de Cambio Climático en Copenhague. Desde esta estancia insinuamos prematuramente este resultado, en un evento que tuvo más elementos de circo mediático, que de ser un espacio democrático, de toma de decisiones frente a un problema global, teniendo en cuenta la connotación política del tema. Ríos de letras y babas, conglomerado de lagartos y extremistas fue lo que se vió en 15 días de cumbre en donde a lo máximo que se llegó fue a un tibio acuerdo no vinculante. Algunos aplauden los resultados y llaman a la “esperanza”, otros claman justicia, mientras otros se debaten entre los dos extremos.

Por acá un solo vistazo de la sensación que dejó dicha cumbre:

—————————————————————————————————————————————————-

El caso de Copenhague confirma una vez más lo que he pensado (y no solo soy yo quien lo hace) sobre cómo comprender los problemas y conflictos ambientales, sea el cambio climático o sea  lo que sea. Son asuntos  escencialmente políticos. Nuestra relación y transformación de la naturaleza (sea esta conocida como ecosistemas, biodiversidad, etc.) puede ser desde consternante hasta sobrecogedora, pero no por ello apolítica. Ya lo habíamos mencionado anteriormente que nuestra construcción social y política de la naturaleza es aún errática, inútil y destructiva y que dicha naturaleza -de la cual somos partícipes- es producto no solo de esa construcción, sino de cómo lo no-humano imprime su carácter en lo humano. Cualquiera se preguntaría, ¿y la ciencia no podrá ayudarnos? Lastimosamente y tal y como afirmaba en una ocasión Bruno Latour, desde hace mucho tiempo y hasta nuestros días la ciencia se ha politizado hasta tal punto, que ya no podemos ver los objetivos de la política ni los de la ciencia. Simplemente nuestra visión del mundo sigue siendo muy limitada, constreñida y antropocéntrica hasta más no poder. Visión mezquina con nuestro cuerpo, con nuestra mente y con nuestro entorno.

En tiempos en donde el concepto del ejercicio político ha sido puesto en duda, vale la pena reflexionar sobre cómo el Planeta posee sus propias dinámicas y que van más allá de nuestras construcciones sociales del mundo. Lo no humano existe y condiciona nuestra propia “naturaleza”. Condicionan nuestro actuar como seres políticos. Hacer el acto político de tomarse la molestia de pensar y reflexionar sobre los fenómenos que nos aquejan, son base para tomar decisiones en un mundo cambiante, dinámico, complejo y afortunadamente lleno de incertidumbres. Bueno, si James Cameron con AVATAR con todos los lugares comunes y clichés de Hollywood, puede insinuar que el despojo ambiental y el terrorismo ecológico existen y no son una invento de ecologistas radicales, puede haber algo de esperanza.

—————————————————————————————————————————————————-

Después de ese ladrillo de lineas arriba, hago un regalo de fin de año. Dejo dos videos que nos compartió muy amablemente Gustavo Wilches-Chaux en un trabajo que hizo junto a su hijo Simón y otros colaboradores. De verdad es un trabajo notable lo propuesto en estas animaciones y ante todo, con mensajes claros y contundentes.

¿Qué es el Cambio Climático? // What is Climate Change? from Simonwilchesc on Vimeo.

Adaptación al cambio climático // Adaptation to climate change from Simonwilchesc on Vimeo.

(Perdón por dejar los enlaces de esa forma, pero creo que wordpress no deja mostrar los videos en opción “embed”)

Felicidades!

3 comentarios leave one →
  1. enero 5, 2010 12:10 pm

    A pesar de que los resultados de Copenhagen no fueron muy alagadores, el hecho de que se produjera la Cumbre ya da señales de esperanza: el ambiente está en las agendas políticas de todos los países del mundo, quieran o no colaborar con el problema. Esto es un gran paso. Que los cambios no se van a dar de un día o de un año para otro es parte del proceso.

    Hay un cuento que siempre me gusta citar mucho, “De la construcción de la muralla china”, de Kafka. Hay un fragmento en el cual los arquitectos de la muralla reconocen que no van a presenciar la obra pero igual hacer parte del camino hacia ella ya es motivo de satisfacción. Lo más grave sería estar en un mundo sin rumbo ambiental, sin utopía. El horizonte ya está trazado, ahora viene la parte de la movilización política para caminar en la misma dirección. La decisión de Brasil merece un comentario aparte, tremenda forma de ir posicionándose como nueva potencia mundial.

    Ahora, como colombianos, es claro que desconfiemos de la política y sus procesos. La única utopía de los últimos 30 años ha sido acabar con las Farc y la guerrilla. Así no se construye un país, por fortuna hemos tenido los pulmones de los alcaldes en ciertas ciudades.

    Un muy buen 2010 Germán!

    Daniel

  2. enero 8, 2010 6:39 pm

    Hay decisiones importantes que los grandes gobiernos deben tomar en pro del medio ambiente, como se ha manifestado por los medios y a propósito de este tema que cobra relevancia a medida que siguen transcurriendo los días.

    En la cumbre en Copenhague, Dinamarca, la solución adoptada fue recurrir a los jefes de gobierno directamente y se evidencia la influencia política. Supe de la mucha preparación de los grupos de trabajo sobre el Protocolo de Kioto (AWG-KP) y el de la acción a largo plazo (AWG-LCA). Sin embargo, no tengo la claridad ni la tranquilidad que personas del común como yo, anhelan que se obtengan con este tipo de cumbres. No obstante, es un paso y como todo por estas coordenadas, y como lo indica Daniel al hacer referencia al fragmento de Kafka sobre la muralla China, es un proceso. Ojalá que sí, es la esperanza de todos por nuestra propia supervivencia y la de las generaciones futuras.

    Un saludo muy afectuoso para tí apreciado Germán and happy new year!!

  3. enero 12, 2010 12:11 pm

    Hi dear Germán:

    Me he encontrado con este enlace, aunque supongo que tú ya leiste la carta, te copio el enlace por cuanto toma vigencia dada la necesidad que con el paso del tiempo se torna para el ser humano el sobrevivir a pesar de estar acabando con el ecosistema.

    http://manuel-diasintensos.blogspot.com/2010/01/carta-del-jefe-seattle-al-presidente-de.html

    Hugs again!!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: